Desde la Filosofía, académicos de la BUAP buscan desnaturalizar la violencia

  • Esta investigación es reconocida como Proyecto de Ciencia de Frontera 2023 por Conahcyt

En los últimos 16 años el ambiente criminógeno en México se ha intensificado en cuanto a cantidad y calidad del daño. Ante este problema que preocupa a todos, académicos de la Facultad de Filosofía y Letras de la BUAP estudian la violencia por las más diversas vías y variados métodos, con el fin de generar criterios oportunos que desnaturalicen su normalización.

Los doctores Arturo Aguirre Moreno, María del Carmen García Aguilar y Arturo Romero Contreras, integrantes del Cuerpo Académico Consolidado “Filosofía Contemporánea sobre la Violencia”, creado en 2021, buscan conocer las tendencias de estudio de la violencia desde la filosofía griega hasta la contemporánea, deconstruyendo y proponiendo criterios. Han prestado atención a eventos como fosas clandestinas, urbicidios, feminicidios, narcoviolencia, ecocidios y tortura, entre otros conceptos.

“No se reduce nuestra situación a estar en un país con altos índices de violencia, sino que se trata de estar frente a ésta, comprendiendo sus agentes, procesos, medios e implicaciones, desde los sufrimientos sociales que produce”, señala Arturo Aguirre Moreno, doctor en Filosofía por la UNAM.

La Filosofía bajo estos contextos y perspectiva disciplinar se vuelve un nuevo agente crítico y discursivo frente a la violencia, la cual ha tomado dos enfoques: por un lado, su normalización social en las cifras presentadas mediáticamente; y, por el otro, la extensión territorial e incremento desmesurado en las formas crueles de ejecución en masa. Los saberes humanísticos tienen la misión y obligación de trabajar y colaborar en la crisis forense que vivimos en México, afirma el académico.

Su investigación “Filosofía forense ante las fosas clandestinas y la violencia colectiva en el México contemporáneo” fue reconocida como Proyecto de Ciencia de Frontera 2023, por el Consejo Nacional de Humanidades, Ciencias y Tecnologías (Conahcyt). Además, es el único de la institución financiado por este organismo en el área de Ciencias de la Educación y Humanidades, de un total de cinco.

Este proyecto, destaca el académico de la FFyL, reconoce el potencial de los saberes humanísticos frente a procesos de victimogénesis, construcción cognitivo-afectiva de la violencia y su materialización. “Después de 12 años que en la BUAP se nos permitió desarrollar una filosofía forense –como saber situado en nuestro contexto– ahora es reconocida y seleccionada como Ciencia de Frontera, lo cual le brinda reconocimiento y autenticidad a un esfuerzo filosófico colectivo, comprometido con las realidades sociales”.

El también integrante del Sistema Nacional de Investigadores desde 2012 comenta que los alcances de este proyecto son desarrollar un índice interdisciplinario de pensadoras y pensadores nacionales e internacionales, que abordan este tema (fosas clandestinas) para generar colectivos o grupos de trabajo y un diccionario sobre la violencia en México, el cual esté disponible en la web e incluya problemáticas particulares, como cuestiones de exterminio, eliminación y desaparición forzada.

Además, mantener un acercamiento permanente con los grupos de buscadores de familiares en el estado de Puebla, con la finalidad de comprender esas experiencias y escuchar sus voces y testimonios. Igualmente, este proyecto de tres años de duración, con financiamiento del Conahcyt, busca georreferenciar los datos sobre las fosas clandestinas, incidir en la comprensión de ciertos conceptos y narrativas que invisibilizan a las víctimas y trabajar en galerías y museos, para explorar ciertas representaciones y sensibilizar a la comunidad sobre esta problemática.

Filosofía forense

Arturo Aguirre Moreno, miembro de las asociaciones de Hispanismo Filosófico y Filosófica de México, define a la filosofía forense como un saber orientado a la comprensión del sufrimiento y muerte a causa de los procesos criminales. Dentro de esta línea de investigación se desarrollan herramientas de análisis multidisciplinarias, para examinar eventos de violencia en el país.

“Hacemos arqueología filosófica, buscamos en archivos y analizamos la trayectoria, herencias y las ausencias de reflexión sobre temas de feminicidios, tortura, desplazamientos forzados, ecocidios y, particularmente, fosas clandestinas. Lo anterior para reconstruir socioculturalmente tales conceptos; es decir, explorar y explicar otras formas de interpretación de estas realidades”, indica el integrante de Fellowship Young Resercher de la UNESCO.

Asimismo, el coordinador del Doctorado en Filosofía Contemporánea de la FFyL resalta la importancia de contar con diagnósticos sobre la violencia en el país y que den cuentan de esta realidad. Muestra de ello -dijo- son las más de 4 mil fosas clandestinas, cuya información está en zonas grises, limitada y sin claridad.

También como parte de esta investigación, en 2015-2016 se efectuó un diagnóstico para la detección de la violencia dentro de la BUAP (con 2 mil sujetos), para observar la construcción de la violencia desde los afectos, la comprensión de “el-otro” y después su materialización. Este análisis se basó en instrumentos internacionales, por ejemplo, en el Aggression Questionnaire 9 (AQ9) sobre conformación de la violencia en ambientes universitarios.

El doctor Aguirre Moreno asevera que la veta más importante de este trabajo es la formación de jóvenes investigadores, su incidencia social, postular cambios sustanciales en las agendas de trabajo crítico-social y establecer una red temática sobre temas de poder y violencia en México, con la colaboración de grupos de investigación de universidades de Argentina, Colombia, España, Estados Unidos y Alemania.

En Línea Deportiva 2024